Inés Scudellari Opinión

Cosas extrañas vienen pasando

Este 2020 viene acompañado de cosas extrañas. A pesar de lo vago de esta afirmación, no encuentro otra forma de expresar lo que siento en estos momentos. Aquí señalo solo algunas de las cuestiones extrañas que ocurren en el país, porque enumerarlas todas sería demasiado extenso. Luce insólito, por ejemplo, que un número tan ínfimo de mujeres haya logrado un escaño en el Congreso de la República en estas últimas elecciones. Esto ocurre a pesar de que todos los partidos y muchos de los políticos hablan de inclusión y empoderamiento de la mujer. Pero fuera del bla, bla, bla sobre empoderamiento de la mujer y paridad en política, realmente estos resultados no son de extrañar. Nuestro país está sumamente atrasado en materia de participación política, por decir lo menos. No hay una sola gobernadora regional, solo el 5 % de los gobiernos locales cuenta con una alcaldesa y el congreso disuelto tenía únicamente 36 congresistas mujeres, de 130 que conforman ese poder. Ahora esta cifra cayó a un vergonzoso 33… Desde el 2000, la ley de cuotas obliga a incluir un 30 % como mínimo de mujeres en la relación de postulantes al legislativo. Esto lo hacen los partidos, claro, y en esta ocasión llegaron a incluir hasta un 40 % de mujeres en sus listas, pero no siempre las colocaron al inicio de estas, por lo cual pocas lograron ser elegidas. O sea, cumplen con la ley, pero igual las mujeres quedan en franca minoría.

Otro hecho extraño es que nadie se hubiese dado cuenta de que el Frente Popular Agrícola FIA del Perú (Frepap) estaba vivito y coleando, ganando adeptos en las zonas más deprimidas del país y logrando 15 escaños en el Congreso, convirtiéndose en la tercera fuerza en el parlamento. Parece que sus líderes volaban muy bajo y los radares de analistas políticos y encuestadoras no los lograron detectar, pues la sorpresa ha sido grande. Llama la atención, así mismo, que un grupo fundamentalista religioso tenga tal número de adeptos en el Perú. Nadie previó estos resultados, que le dan voz y posibilidad de legislar sobre asuntos de interés nacional a los seguidores de Ezequiel Ataucusi, quien antes de morir había anunciado que resucitaría al tercer día. Este grupo viene luchando por asumir cargos de poder político desde 1989, y en procesos electorales pasados algunos de sus candidatos señalaron que su agrupación estaba estructurada bajo lineamientos de carácter ‘divino o extramaterial’. 

Ha llamado la atención, también, la votación obtenida por Unión por el Perú (UPP), que llevará a 13 de sus miembros al Congreso. Estos han anunciado que buscarán la amnistía de Antauro Humala para llevarlo a la presidencia de la República en 2021. ¿Qué pensará el centenario y prestigioso peruano Javier Pérez de Cuéllar, quien fundó este partido, del hecho de que este haya terminado en manos de Antauro Humala? El hermano del expresidente Ollanta Humala está preso desde 2005 por el llamado ‘Andahuaylaso’, insurrección de exreservistas del ejército (él es mayor retirado), ocurrida a inicios de enero de ese año, quienes exigían la renuncia del presidente Alejandro Toledo. En dicha asonada resultaron muertos cuatro policías y dos insurgentes. Humala predica el etnocacerimo, doctrina que ensalza las raíces étnicas del imperio incaico. El creador de dicha doctrina, que sostiene la supremacía de la raza cobriza, es su padre Isaac Humala. En cuanto al ‘cacerismo’, esto hace referencia al héroe peruano Andrés Avelino Cáceres, quien encabezó la resistencia de las fuerzas peruanas frente a la invasión chilena durante la Guerra del Pacífico a fines del siglo XIX. Es obvio, entonces, que el nacionalismo acendrado, especialmente el antichilenismo, juega un papel importante en dicho movimiento.

Por último, otro fenómeno extraño, por calificarlo de alguna manera, es que haya sido elegido congresista con la más alta votación en Lima Metropolitana, y que sea el más votado en todo el país (con más de medio millón de votos), el exmilitar Daniel Urresti, procesado por el asesinato del periodista Hugo Bustíos, hecho ocurrido en Ayacucho en 1988. Luis Landa, fiscal superior, lo acusó de ser coautor del crimen y pidió 25 años de prisión para él. Sin embargo, en octubre de 2018, este fue absuelto de los cargos. Pero la historia no queda allí, porque en abril del año pasado, la Sala Penal Permanente de la Corte Suprema anuló esa absolución y ordenó un nuevo juicio oral, que debía empezar en abril de este año. Ahora el virtual congresista Urresti tendrá inmunidad y no podrá ser enjuiciado. Bustíos era periodista de la revista Caretas y fue asesinado el 24 de noviembre de 1988 en Huanta, Ayacucho. La señora Ysabel Rodríguez Chipana, testigo del hecho, ha indicado que Urresti y el sargento Jhony Zapata Acuña (ya fallecido) dispararon contra él.

De hecho estas últimas elecciones congresales han sido bastante sorprendentes y la fragmentación política ha sido la característica más notoria. Parece que la ciudadanía, harta de la corrupción de los partidos tradicionales, votó por alternativas que le lucieron más potables.  El Apra, partido histórico, no logró ni una curul, y el fujimorismo pasó de los 73 congresistas que obtuvo en 2016 a tan solo 15. Por otra parte, obtuvieron una votación significativa Acción Popular, con 25 curules, y Alianza para el Progreso, con  22. Estos resultados son un retrato de lo que ocurre en el país y deberán tomarse en cuenta en miras a las elecciones de 2021.

Inés Scudellari.
Comunicadora social. Fue directora de la Oficina de Cooperación Internacional del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, Oficial a cargo del Centro de Información de las Naciones Unidas en Perú, Oficial de Prensa y Asuntos Públicos de la Embajada Británica en Perú, docente de la Universidad Peruana de Ciencias Aplicadas, Coordinadora de Imagen y Comunicación de la Universidad del Pacífico, Gerente de Información de Unión Radio y Jefa de Información de RCTV, en Venezuela, entre otras responsabilidades.

3 comments on “Cosas extrañas vienen pasando

  1. Buen análisis Inés. El país está fragmentado. Igual el Congreso, pienso que no se podrá hacer mucho. Antes de ocupar sus curules están con problemas. Será muy complicado ponerse de acuerdo. Ojalá me esté equivocando. La base es que se ha votado anti todo y a eso nos ha llevado estas elecciones. Es cierto que el Congreso anterior tenía errores. Sin embargo, no debió cerrarse. En mi concepto craso error. Ahora veo el panorama difícil. Da pena mi querido Perú. Esta elección de congresistas no tendría que reflejarse en las votaciones próximas. Sería un desastre. Hay que reaccionar y votar por el bien del país. No por odios.

  2. Gracias, Ines. Tu artículo verbaliza la extrañeza que muchos “rumiamos” mentalmente.

  3. Mariella Piana

    Mucho se ocupan los medios de los Fujimori, si no es Keiko es el papá de Keiko o el hermano. Siempre los Fujimori en la pantalla cuando hay tanto mas de q ocuparse en nuestro Perú! Por eso será q no se dieron cuenta de q FREPAP se las traía. Por otro lado yo para hacer las cosas equitativas voté por un hombre y por una mujer. Muy buen artículo Inés

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: